cómo limpiar persianas

¿Cómo limpiar persianas?

Si quieres conocer cómo limpiar persianas y hacerlo de forma rápida, has llegado al lugar correcto.

En este artículo te comentaré qué debes hacer para tener las persianas limpias, qué materiales necesitas y cuáles son las formas más adecuadas para aspirarlas.  

¿Qué necesitas para limpiar persianas?

ventana con persianas

La herramienta básica para limpiar persianas, es la aspiradora. Logra eliminar la suciedad y el polvo de cualquier tipo de persianas, de forma fácil y rápida.

Otros elementos que te ayudarán con la limpieza y que debes tener a mano son: paños de microfibra y un balde con agua.

Algo que debes tener claro es que para persianas como las de aluminio, las de PVC y plástico, necesitarás aplicar detergentes. A mí me gustan los detergentes naturales, como por ejemplo: el agua con vinagre.

Hay persianas que, al estar expuestas a la suciedad por largo tiempo, necesitan una limpieza profunda. Para ello, basta con sumergirlas directo en agua con jabón.

Para cuidar las persianas de madera, no es recomendable usar ningún tipo de líquido, ya que puede cambiarle el color y con el tiempo estropearlas. Si tienes de este tipo de persianas en casa, usa un limpiador especial para ellas.

¿Cómo aspirar bien las persianas?

Hay distintos tipos de persianas y necesitan de cuidados diferentes. A continuación te daré 7 recomendaciones para limpiar persianas, de acuerdo al tipo de persianas.

Persiana de aluminio o plástico

Estas son las más comunes y con frecuencia se utilizan en oficinas. Por su forma acumulan una gran cantidad de polvo.

Lo mejor con estas persianas, es aspirarlas con una boquilla que tenga un cepillo, de esta forma ayudará a eliminar la suciedad.

Si tienen mucho tiempo sin limpiar (y aunque ya las aspiraste siguen sucias) te aconsejo desmontarlas y lavarlas con un poco de agua y vinagre. Después déjalas secar bien antes de montarlas.

persianas de plástico

Persianas de madera

Estas no se deben lavar con agua o vinagre, pues pueden sufrir daños. Aquí es aconsejable pasar solo la aspiradora.

Después puedes pasar un paño seco y por último algún producto que ayude a la protección de la madera.

persianas de madera

Persianas japonesas

Son bastante populares, pues aportan un toque minimalista a las habitaciones.

Van del techo al piso, por lo que para aspirarlas utiliza la boquilla larga para barrer, pero sin los cepillos. Si tu aspiradora tiene función de vapor, puedes aprovechar todos sus beneficios en la limpieza.

Persianas romanas

Estas son de telas y, aunque repelen un poco el polvo, después de mucho tiempo terminan llenas de él.

La mejor forma de combatir el polvo, es aspirándolo. Trata de hacerlo por ambos lados, empleando la boquilla plana de tu aspirador.

A las persianas romanas se les puede aplicar un poco de vapor, en caso de que las quieras más limpias.

persianas enrollables

Persianas enrollables

Este tipo de persianas son confeccionadas en tela o plástico.

Con las de tela te aconsejo pasar la aspiradora con la boquilla plana de arriba hacia abajo. Debes prestar atención en las uniones de los pliegues. También puedes usar vapor en ellas.

A las de plástico le puedes pasar un paño húmedo, si consideras que están muy sucias.

Persianas verticales

Estas están elaboradas en PVC o aluminio. Lo mejor es aspirarlas con una boquilla plana, pues es mucho más cómodo.

Una vez aspirado el polvo, le puedes pasar un paño con una solución de agua con vinagre, en caso de estar demasiado sucias.

persianas verticales

Para finalizar, te quiero recomendar esta comparativa de aspiradoras a vapor. Son las más ideales para las persianas de tela, pues te ayudarán a eliminar el polvo y los ácaros.

También te dejaré estos trucos para limpiar ventanas, con los que podrás complementar la limpieza de tu hogar y mantendrás más limpias tus persianas, por más tiempo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.